Estás aquí
Inicio > ¿Sabías qué? >

Estar a dos velas, origen de este dicho popular

Estar a dos velas. Significado de esta expresión

Origen de esta frase o expresión popular, “estar a dos velas”

Se utiliza entre los hispanohablantes para referirse a alguien sin dinero. Es decir, no tener dinero o carecer de los recursos básicos para vivir. El origen de este dicho resulta complicado de establecer. Son bastantes las teorías que explican su posible origen para significar «estar sin dinero». La hipótesis más aceptada fue la que hacía referencia a las iglesias. Cuando se acababa la misa se apagaban todas las velas del templo, dejando solamente dos velas en el altar. Esa “pobreza de luz”, dejando a la iglesia triste y casi a oscuras, se identificó con el estado de una persona “pobre” de dinero.

Sin embargo, esta frase popular ha tenido otras explicaciones y se la reconoce entre los especialistas en etimología como una de las más enigmáticas en cuanto a su origen. Una de estas debatidas teorías se basa en las llamadas “timbas” de los juegos de cartas. En el siglo XIX en las timbas, la persona que hacía de la banca en una partida de naipes se le significaba con una vela a cada lado. Los jugadores que ganaban recibían el dinero de esa “persona-banca” y las monedas de esa banca disminuían si había jugadores en racha, quedándose sin dinero entre las dos velas. No es una explicación que defiendan muchos etimólogos, la explicación de las iglesias siempre ha gustado más.


Estar a dos velas, origen de este dicho

Estar a dos velas y sus variados orígenes…

Aunque el origen de la expresión es controvertido, sin duda es una frase que se sigue usando mucho. Eso habla de su aceptación en la lengua coloquial. Como se aprecia al ver que es usada también para referirse a las personas que llevan mucho tiempo sin mantener relaciones sexuales, lo que les hace «estar a dos velas» en su vida sexual.

Recientemente se ha comentado otro posible origen religioso, que lo relaciona con la teoría más aceptada. Se trata del uso de velas en los velatorios. Cuanto más adinerado era el fallecido, el velatorio con la capilla ardiente tendría un mayor número de velas. Si el difunto solamente podía permitirse tener una vela a cada lado del féretro, estando a dos velas, sería por haber sido una persona falta de recursos, con poco dinero para rodearse de muchos cirios 🙁 


♥ Contacta sin compromiso y te informamos:

contacto@ikonomultimedia.es


 

Top